Briseida Flores de Reyes y Pedro Antonio Rodríguez Revolorio se inscribieron este miércoles en la Junta Electoral Departamental (JED) de Santa Ana como futuros alcaldes de los municipios de Santa Ana y Chalchuapa, respectivamente.

Flores de Reyes es esposa del futbolista Williams Reyes y Rodríguez Revolorio, mejor conocido como Toñito Revolorio, es un transportista de la ciudad de Chalchuapa. Ambos candidatos están preocupados por el abandono en el que se encuentran sus comunidades y, principalmente, sus habitantes.

En el caso de Briseida, le preocupa la falta de empleo para los jóvenes, el abandono en el que se encuentran las madres solteras y la inseguridad existente a lo largo y ancho de la Ciudad Morena, como es conocida la ciudad de San Ana.

“En mi caso, vengo trabajando en comunidades y con familias de escasos recursos desde hace años. Ahora, con Democracia Salvadoreña, espero hacer realidad mi sueño de llegar a la alcaldía y ayudar con recursos que llegan a la comuna, a las personas más necesitadas de mi municipio”, dijo.

Con recursos propios y uno que otro préstamo, Briseida ha fundado la primera escuela de Alta Cocina en Santa Ana, donde prepara nuevos profesionales en el arte culinario. “Me preocupa que cuando ellos salen graduados, no encuentran trabajo o tienen que ir hasta la capital”, señaló. Briseida también tiene estudios en Planificación Turística. Entre sus planes está ayudar a los micro y pequeño empresarios a desarrollarse y hacer de Santa Ana un polo turístico.

A Toñito le preocupan problemas similares. Pero lo de él es más el abandono en el que ha caído Chalchuapa, siendo una ciudad en la que se puede explotar el turismo, ya que cuenta con verdaderas joyas precolombinas como las Ruinas del Tazumal, Casablanca, Trapiche, Pampe y Las Victorias.